Ocultar el mensaje

Un mensaje de nuestro Director Ejecutivo Phil Bloomer

Ahora más que nunca, las y los abogados de las organizaciones de sociedad civil y de las compañías necesitan de la información que proveemos para continuar poniendo los derechos humanos en el centro de las empresas.

Somos una pequeña organización sin ánimo de lucro con una gran misión. Sólo podemos realizar nuestra cobertura global y Actualizaciones Semanales con los donativos de personas como tú.

Por favor considera contribuir a nuestro trabajo. ¡Ninguna aportación es pequeña!

Muchas gracias,
Phil Bloomer, Director Ejecutivo

Apóyanos ahora Ocultar el mensaje

Redireccionado al artículo en el que se halla este fragmento, de modo que pueda leerse en contexto. Favor de pulsar este hipervínculo si no es redireccionado automáticamente dentro de unos segundos:
es/méxico-avances-hacia-un-programa-de-empresas-y-derecho-humanos#c151886

Recomendaciones al Gobierno Mexicano con relación a la Línea Base para el desarrollo de un Plan Nacional de Derechos Humanos y Empresas

Autor(a): Grupo Focal sobre Empresas y Derechos Humanos de Sociedad Civil en México conformado por: Centro Mexicano de Derecho Ambiental (CEMDA), Centro de Derechos Humanos de la Montaña “Tlachinollan”, Centro de Información sobre Empresas y Derechos Humanos (CIEDH), Código DH, Oxfam México, Proyecto de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (ProDESC), y Proyecto sobre Organización, Desarrollo, Educación e Investigación (PODER). Acompañado por: Asociación Interamericana para la Defensa del Ambiente (AIDA), Brigadas Internacionales de Paz (PBI) y Servicios y Asesoría para la Paz (Serapaz). Con el apoyo de la Mesa Internacional para la Rendición de Cuentas Empresarial (ICAR), Publicado en: 7 February 2017

...En general, es necesario recalcar que México no cuenta con regulación en materia de Responsabilidad Social Empresarial (RSE), sino que es una medida voluntaria para la cual la inclusión de conceptos de respeto a los derechos humanos y acciones en la materia son todavía lejanas. Por ello la introducción de cláusulas de promoción de la RSE no son útiles para que las empresas e inversionistas respeten los derechos humanos, mitiguen los impactos, cuenten con mecanismos no estatales de reparación de daño, y den garantías de no repetición. La falta de regulación específica en materia de derechos humanos y empresas impide que el Estado cumpla con su obligación de protección y garantía de respeto a los derechos humanos, y le suma costos administrativos, judiciales, y de otras índoles para la reparación del daño en caso de existir. Es necesario que México sea un país activo en promover la anticorrupción, combatir la impunidad y en requerir el respeto a los derechos humanos en las instituciones internacionales de desarrollo, agencias internacionales de financiamiento para el desarrollo, agencias de inversión, así como en promover las mejoras necesarias en los lineamientos de otras organizaciones como: la Organización de las Naciones Unidas, el Banco Mundial, el Fondo Monetario Internacional, la Organización Mundial del Comercio, la Organización de los Estados Americanos, el Consejo de Europa y las relaciones con la Unión Europea. Todo ello tomando en cuenta la importancia de contar con obligaciones en procesos participativos e incluyentes de la sociedad civil, personas defensoras de derechos humanos y periodistas...

Lea todo el artículo aquí